RECOMENDACIONES
World Association for Public Opinion Research
American Association for Public Opinion Research
Asociación Mexicana de Agencias de Inteligencia de Mercado y…
CONSULTAR MÁS RECOMENDACIONES >
Fecha: August 12, 2013 Autor: Redacción Parametro
Compartir Nota >

Día Internacional de la Juventud: acciones para el presente

Para los millennials el futuro es ahora, hacer lo que les gusta es la clave. Necesitan proyectos laborales que les permitan manejar a la par sus proyectos personales y que incentiven su creatividad.

La percepción que tienen las personas sobre el futuro, ha variado conforme pasan las generaciones y a la par de la evolución de los procesos económicos, sociales y culturales.

Muchos de los jóvenes que vivieron en los 70s o antes, al ser una generación de postguerra, priorizaban la estabilidad. Tenían empleos mecánicos con tareas y horarios fijos. Tener un trabajo, una casa y una familia era sinónimo de éxito. El principal objetivo para el futuro de esta generación era tener una vejez placentera en la que pudieran disfrutar los logros de su juventud.

Para la generación X el trabajo se convirtió en una competencia donde la recompensa era mucho más próxima: un ascenso, un mejor sueldo, vacaciones… por ello el futuro no se veía tan lejano pues las metas eran a mediano plazo y se disfrutaban en cuanto se obtenían.

Los jóvenes de hoy (llamados también millennials) se encuentran en un contexto distinto en el que el camino cobra la misma o mayor importancia que la meta; viven el presente y éste sólo vale la pena si pueden disfrutarlo. Con la idea de que el placer determina el éxito, hacer lo que les gusta es la clave. Necesitan proyectos laborales a corto plazo que les permitan manejar sus horarios y sus proyectos personales.

Aunque pudiera parecer la perspectiva de una juventud despreocupada y hedonista, en realidad se trata de una generación apasionada, activista, participativa y capaz de crear oportunidades que el sistema socioeconómico les ha negado, sin embargo, difícilmente pueden explotar una idea creativa para generar ingresos económicos o resolver problemáticas de su entorno sin el apoyo y las herramientas necesarias.

En México, los jóvenes representan la cuarta parte de la población (más de 30 millones) y de ellos sólo 28.5% cuenta con estudios a nivel preparatoria o equivalente; entre el grupo de 25 a 29 años, sólo uno de cada cuatro cuenta con estudios superiores (INEGI).

Si participan en la fuerza laboral menos del 60% de las personas con nivel de escolaridad preparatoria o menor (CIDAC) esta es una clara razón para que el desempleo sea una de las principales preocupaciones para los jóvenes mexicanos.

El año pasado, la OCDE presentó el informe “Panorama de la Educación”, el cual reveló que México tiene más de 7 millones de “ninis” y que es el tercer país con el porcentaje más alto. Las razones pueden ser muchas: ofertas poco atractivas, bajos sueldos, malas condiciones, falta de preparación y falta de oportunidades.

Hoy, los jóvenes son capaces de crear sus propios caminos y sin embargo sus probabilidades de éxito no son las mejores. El 11.7% son empleadores o trabajadores por cuenta propia (mismo porcentaje de jóvenes desocupados) pero en 2012, 1.2% de aquellos tomaron el riesgo, tuvieron que cerrar sus negocios (INEGI).

Gobiernos y empresas no necesitan sólo crear infraestructura urbana ni abrir más empresas sino apoyar ideas creativas individuales o colectivas de la generación joven, además de aprovechar las plataformas que actualmente ofrecen las nuevas tecnologías. Ahora que cerca del 70% de la población entre 12 y 29 años sabe navegar en Internet, bastaría con asesorarlos para explotar sus posibilidades en empleos Freelance (o por proyectos) así como ocupar espacios educativos planteados por empresas e instituciones nacionales y extranjeras en línea.

Esto es apremiante en primer lugar porque este año CONEVAL reportó que el sector juvenil es el más afectado por la pobreza y que los programas sociales casi no los tocan: 3.3 millones de jóvenes viven en pobreza extrema y más de 12 millones son vulnerables por carencias sociales.

En segundo término, ignorar la carencia de oportunidades en el mejor de los casos ha favorecido la migración juvenil y por ende la pérdida de fuerza de trabajo así como de talentos en México; en el peor panorama, quienes no se encuentran en posibilidades de emigrar, podrían llegar a aceptar las ofertas de la delincuencia,  donde llegan a jugarse la vida: de las defunciones violentas ocurridas en la población joven en 2011, 43.6% ocurrieron por homicidio (INEGI).

Del otro lado de la moneda, hasta 11 mil mexicanos con doctorado viven en actualmente en Estados Unidos lo que equivale a la mitad de los miembros del Sistema Nacional de Investigadores. Además, según la ACS (American College Survey), 6 de cada 10 jóvenes mexicanos que residen en el país del norte desempeñan alguna actividad económica, dos están inscritos en alguna escuela pública o privada y cerca de cuatro de cada diez estudian niveles superiores. Un país distinto al suyo abrió sus puertas para ellos.

Ante esta radiografía de la juventud, vale la pena comprender que para los millennials el futuro es ahora, que no hay más tiempo que perder para realizar sus proyectos. Si se comprende la ideología de los jóvenes y se incentiva su talento será posible mejorar las cifras de desempleo, inseguridad y cobertura educativa a tiempo, antes de que la gran capacidad de adaptación a los cambios que posee esta generación, sea insuficiente para afrontar una crisis sistémica no sólo en México, sino a niveles globales.

 

Por Yanet G. Sánchez Monroy

ENVIAR POR E-MAIL
IMPRIMIR
TAMAÑO DE TEXTO

One response to “Día Internacional de la Juventud: acciones para el presente”

  1. Les comparto mi poema, inspirado en la maravillosa . . .

    JUVENTUD

    “Nunca pierdan juventudes la esencia de sus virtudes.”

    Jóvenes en trance,
    de locura, de romance,
    edades de juventud,
    en toda su plenitud.

    Desatados de pasiones,
    del desenfreno ilusiones,
    son de Dios la maravilla,
    del futuro fiel semilla.

    Disfruten de su existir,
    denle rienda a su sentir,
    si hay ímpetu arrebatado,
    no dejen razón de lado.

    Esenciales sus virtudes,
    suban a otras latitudes,
    tengan buenos sentimientos,
    besen las nubes, los vientos.

    Busquen triunfo como meta,
    mi corazón los respeta;
    soy, por hoy, hombre maduro,
    avancen, . . . les aseguro.

    Que la vida es un momento
    que, con amor, va en aumento,
    los quiero como empresarios
    de la paz, sean emisarios.

    Deseo rendirles tributo,
    los comprendo, en lo absoluto,
    yo también puse paredes,
    pues fui joven, . . . como Ustedes.

    Autor: Lic. Gonzalo Ramos Aranda
    México, D. F., 05 de septiembre del 2013
    Dedicado a mi Chalita (te amo a ti)
    Reg. SEP Indautor No. 03-2013-111212464200-14

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *